Un propósito

     Vuelvo a proponerme leer todo lo posible en el nuevo año.  Y me doy cuenta una vez lo pongo por escrito, que así formulado, me hago trampa a mí misma.
    Un propósito debe contener un esfuerzo. Es un propósito salir a caminar, porque no me apetece y quiero sofá.  Es un propósito comer más sano, porque me llaman a gritos los dulces.  Es un propósito ahorrar porque soy " culo veo, culo quiero", como dice aquella que me trajo al mundo.Y leer, ya sean 52 libros, 104 o 200 no me suponen esfuerzo. En todo caso, el propósito debería ser no comprar más libros hasta que no me lea los pendientes. Pero más bien, sería un despropósito. 
      Así que, una vez  me sincero conmigo misma, decido darle una vuelta. Y mi propósito va a ser la sinceridad. Toma ya!
         Sinceridad para catalogar un libro. Con lo que conlleva.
        Hay libros que nos tocan la fibra. Hay libros que nos entretienen. Hay libros que están hechos para desaparecer de la realidad mientras los lees y con poder para volverte sordo a las llamadas de los tuyos. Hay libros que puedes dejar mil veces para hacer mil cosas y las mil veces retomas la lectura sin perderte. Y los hay que si los abandonas durante un segundo te hacen perder el hilo y volver al comienzo del laberinto. 
      Y hay libros que quieres tener contigo siempre y otros que sabes que no volverás a leer, ni a mirar, de los que puedes prescindir.
       Ese será mi propósito.  Ante la falta de espacio que acucia a los amantes del papel y la buena encuadernación, decido catalogar mis libros en prescindibles e imprescindibles.
  • Prescindible= a pesar de ser ameno, de hacerte pasar un buen rato, de robarte horas de sueño, no lo vas a volver a leer. Porque el tiempo es lo que es y ese libro no va a estar al final de tus días en tu "top ten". Y puedes recomendarlo, por supuesto, y no faltarás a la verdad si lo haces, porque es un libro bueno, porque consigue enganchar y disfrutar.  Pero ya.
  • Imprescindible= No podrás separarte de él.  Lo necesitarás cerca, formando parte de tu biblioteca. Te costará prestarlo porque aunque no vuelvas a leerlo, querrás tocarlo de vez en cuando, buscar un párrafo concreto, citarlo. Incluso si hay opción, necesitarás otra edición, más cuidada, más de lujo, totalmente innecesaria, pero taaaan bonita..
       Un ejemplo: primer libro de 2017, "El desorden que dejas" de Carlos Montero. PRESCINDIBLE.
Me he leìdo una cuarta edición, lo que no es moco de pavo, la verdad. Es Premio Primavera de Novela 2016 y si un adjetivo lo califica es : ENTRETENIDO.
De hecho, me ha acompañado en mi gripe navideña y me ha reconfortado de tanta mucosidad, tos y malestar.
Tras la resolución de un misterio, de una muerte, trata un tema que me ha hecho pensar: todo lo que colgamos en las redes, FB, Instagram, en las dichosas nubes se puede convertir en algo muy,muy peligroso.
La protagonista es una profesora de Lengua Castellana y Literatura en un IES gallego, y aunque le encuentro algunos fallos a ese centro que describe y que se aleja en ocasiones de lo que yo sé que es un centro escolar real, no deja de atraerme.
Drogas, mundo oscuro, prostitución, chantajes, sexo... todos los ingredientes para que la novela, con sus 400 páginas seduzca, atrape y se convierta en un complemento perfecto para una tarde de sofá.
Pero siendo fiel a mi propósito, prescindible. Si tengo que hacer hueco en mi librería para nuevas adquisiciones, se irá. La vida es dura, también para los libros.

Comentarios

  1. Yo he leido dos que quiero conservar: "La luz prodigiosa" de Fernando Marías y "Patria" de Fernando Aramburu. Del primer autor imprescindible "La isla del padre" sin dudarlo. La Patria de Aramburu creo humildemente que debería de ser lectura obligatoria para entender la tremenda fractura de la sociedad vasca gracias al terrorismo. Imprescindible. Ambos autores escriben como somos los del norte con nobleza y mucha franqueza. Feliz propósito Flor! y Feliz todo especialmente hoy, a pesar del dolor!

    ResponderEliminar
  2. Los dos están en el montón que me espera. No sé cómo lo hago, pero los libros nuevos llegan y se cuelan y eso no puede ser.
    Gracias por estar, Bea.😙😙

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Leer

La dote y el ajuar

Me acuerdo....